junio 24, 2021

El Banco Central de Bahrein y JPMorgan trabajarán en un proyecto piloto de liquidación de moneda digital

El gobierno de Bahrein, el tercer país árabe más rico, está trabajando con el banco de inversión estadounidense JPMorgan Chase en un proyecto piloto de liquidación de moneda digital.

El Banco Central de Bahrein anunció oficialmente el martes que el banco ahora está trabajando con JPMorgan y Arab Banking Corporation BSC, o Bank ABC, en un proyecto piloto para introducir una solución de pago transfronterizo instantáneo basada en moneda digital.

En un esfuerzo por reducir el tiempo de procesamiento de la liquidación, el nuevo piloto de moneda digital involucrará la transferencia de fondos hacia y desde Bahrein en dólares estadounidenses para pagos de compradores y proveedores. El banco central enfatizó que podría seguir adelante con los planes para expandir la colaboración a una moneda digital del banco central.

“A través de este proyecto piloto con JPMorgan y Bank ABC, aspiramos a abordar las ineficiencias y debilidades que existen hoy en el ámbito tradicional de los pagos transfronterizos”, dijo el gobernador del CBB, Rasheed Al-Maraj.

Ali Moosa, vicepresidente de pagos mayoristas de JPMorgan, señaló que la nueva colaboración involucra a la división de la empresa centrada en la moneda digital conocida como Onyx. Probado en 2017, el producto originalmente se llamaba Red de información interbancaria y pasó a llamarse Liink en octubre de 2020.

«JPMorgan Onyx se estableció con el mandato de liderar la construcción de la infraestructura de compensación y liquidación de próxima generación y estamos encantados de asociarnos con un banco central y regulador líder como el CBB para liderar la construcción de una infraestructura de pagos y liquidación de próxima generación», señaló el Ejecutivo.

JPMorgan ha promovido activamente su experiencia en tecnología blockchain para colaborar con jurisdicciones globales en pagos transfronterizos. A fines de abril, JPMorgan se asoció con el banco más grande de Singapur, DBS, y la firma de inversión estatal Temasek para lanzar un nuevo negocio de blockchain centrado en pagos globales y transacciones interbancarias. El banco suministró anteriormente su tecnología Liink a un banco respaldado por el gobierno indio para reducir los costos de transacción y mejorar los pagos transfronterizos.